Mire hacia el horizonte digital y verá algo que flota en su camino, del que habrá oído hablar pero que probablemente no había visto hasta ahora. ¿Es un ovni? ¿Es una nave espacial? No, es Windows 10 Cloud, que según la mayoría de las opiniones no es tan emocionante como las otras dos opciones, pero sigue siendo algo muy importante en el mundo de la tecnología.

Dejando a un lado las teorías conspirativas sobre cómo Microsoft está tratando de obligarnos a utilizar exclusivamente aplicaciones UWP (Universal Windows Platform) en su sistema operativo, vamos a echar un vistazo a lo que sabemos sobre Windows 10 Cloud hasta ahora, con preciosas capturas de pantalla filtradas.

¿Qué es Windows 10 Cloud?

La forma más sencilla de decirlo es que es la respuesta de Microsoft a Chrome OS, el sistema operativo basado en la nube de Google que se ejecuta casi exclusivamente en la web y en aplicaciones basadas en el navegador, lo que garantiza una experiencia rapidísima incluso en los ordenadores más básicos (dependiendo de la velocidad de Internet). Según lo que hemos visto hasta ahora, Windows 10 Cloud vendrá con el navegador Microsoft Edge, la aplicación Windows Store y alguna forma de Explorador de Archivos.

De forma algo confusa, la fiable periodista y gurú de Windows Mary Jo Foley dijo que, según sus fuentes, Windows 10 Cloud no será técnicamente un sistema operativo basado en la nube, sino que será una versión ligera de Windows más en línea con el denostado Windows RT. Esto significa que sólo permitirá a la gente utilizar aplicaciones UWP / aquellas que han sido firmadas digitalmente por Microsoft. En otras palabras, que sólo funcionará con aplicaciones de la Windows Store.

RELACIONADO:  Bicicletas electricas alibaba

¿Obligará a usar exclusivamente aplicaciones de Windows 10?

Aunque los primeros indicios apuntaban a ello, la respuesta actualizada ahora es «no necesariamente». La gente de Digital Trends se ha sumergido en una versión preliminar filtrada de Windows 10 Cloud, y sus hallazgos sugieren que, después de todo, puede que no estés atrapado en la no tan popular tienda de aplicaciones de Microsoft.

Aunque la versión que utilizaron les obligaba a utilizar exclusivamente las aplicaciones de la Windows Store, había una opción que implicaba que los usuarios podrían abrir el misterioso sistema operativo a todas las aplicaciones en el futuro. En «Configuración -> Aplicaciones y características», descubrieron que podían alternar entre las opciones «Permitir aplicaciones sólo de la Tienda» y «Permitir aplicaciones de cualquier lugar», aunque esta última opción no funcionó al probarla (después de todo, se trata de una compilación temprana).

No obstante, es posible que Microsoft adopte el enfoque de advertir a la gente que instale aplicaciones desde fuera de su propia tienda, pero podremos anularlo si así lo deseamos.

Windows 10 Cloud funcionará con Intel

Otro sabio de todo lo relacionado con Windows, Paul Thurrott, hizo un par de nuevos descubrimientos en torno a Windows 10 Cloud. El primero de ellos fue que se ejecutará en hardware Intel en lugar de sólo en la arquitectura ARM orientada a móviles. Esto significa que el sistema operativo estará disponible para un público mucho más amplio que su aparente predecesor, Windows RT, y posiblemente incluso para ordenadores de gama alta, además de los de gama baja.

Y será actualizable a Windows 10 Pro

En MS Power User han descubierto recientemente que al hacer clic en el botón «Ver cómo» cuando aparece una advertencia que dice que la aplicación que estás intentando ejecutar no está diseñada para Windows Cloud (como las aplicaciones Win32), aparece un enlace que te permite actualizar a Windows 10 Pro. Todavía no sabemos cuánto costará esto, aunque tal y como están las cosas parece que la actualización «Pro» es la única opción. Es muy posible que Windows 10 Cloud sea completamente gratuito, y que Microsoft busque monetizarlo a través del uso que la gente haga de la Windows Store, así como de las actualizaciones a Windows 10 Pro.

RELACIONADO:  MTE Explica: Cómo funciona la protección DDoS